Fibra de leche

Si aún no conoces la fibra de leche puede ser que el concepto te suene a locura. La fibra de leche es un fenómeno relativamente nuevo que ha alcanzado una gran popularidad muy rápidamente. La razón para que se la aprecie tanto en la industria del textil es, entre otras, su exclusividad, que solo es alcanzada por la de la seda. El proceso de obtención de la fibra de leche se basa en añadir el material antibacteriano óxido de zinc a la leche, algo necesario al ser esta un producto orgánico, y le añade otras cualidades únicas que no pueden encontrarse en ningún otro material.

Las numerosas cualidades de la fibra de leche

Esta fibra es perfecta para alérgicos y para bebés, gracias a su especial suavidad y a su tacto fantástico, pero también por su calidad antibacteriana única entre los tejidos habituales. De manera parecido a la lana merino la fibra de leche refresca la piel cuando hace calor y viceversa. No es habitual encontrar una calidad de fibra de leche al 100% ya que es un producto algo pesado en su forma pura, por lo que se recomienda mezclarla con nylon, por ejemplo, como en los productos que te ofrecemos en Hobbii.

Puede parecer extraño que un producto líquido como la leche pueda convertirse en hilo para tejer o hacer ganchillo pero, no obstante, así es como se produce. La materia prima es por supuesto la proteína de leche y el proceso lleva algo más de tiempo que la producción de otros hilos, sobretodo porque la leche es un producto líquido algo difícil de manipular. Hay que deshidratarla a altas temperaturas y se separa una vez solidificada para aislar la proteína de leche, y una vez terminado este proceso ya solo queda someterla a una manipulación parecida a la necesaria para producir, por ejemplo, viscosa. Para asegurar la resistencia de la fibra se la trata con el óxido de zinc, una enzima antibacteriana que hace que el hilo adquiera sus cualidades únicas y excepcionales - una vez se le ha añadido se procede a hilarlo en fibra de leche 100% o en calidad de mezcla, como es el caso más habitual a día de hoy.

Perfecta para el uso diario

El hilo de fibra de leche es ideal para diferentes proyectos de uso diario como mantitas y arrullos para bebé u otras cosas para los más pequeños y personas con una piel especialmente sensible. Gracias a su efecto calmante en pieles con eczema y otros problemas cutáneos podrás crear proyectos como camisetas o jerseys para ellas y saber que les vas a hacer el día a día mucho más agradable.

Haz tu pedido de fibra de leche - fácil y rápido

En Hobbii aspiramos a ser de los más rápidos en cuanto a envíos de hilo de fibra de leche y accesorios para labores. Por eso mismo recibirás tu paquete entre 4 y 6 días a más tardar después de que hagas tu pedido. Estamos orgullosos de disfrutar de un alto estándar en atención al cliente y siempre podrás llamarnos para preguntarnos sobre nuestros productos. Ofrecemos siempre la posibilidad de devolver todo lo que se haya comprado en nuestra tienda online.

¡Ponte en contacto con Hobbii!

No dudes en ponerte en contacto con nosotros ante cualquier pregunta sobre nuestras lanas e hilo o si tienes dificultades haciendo tu pedido. Nos puedes contactar a través de nuestro formulario, al que responderemos tan rápido como nos sea posible. También puedes llamarnos al número de teléfono 518 89 90 09 o mandarnos un mail a contacto@hobbii.es. ¡Esperamos poder darte una cálida bienvenida como cliente en nuestra tienda online!


AHORRA 41%

Hilo de leche Cream - Viking of Norway

60% lana, 20% nylon, 20% acrílico

€ 4,70  € 7,90
Has añadido el producto al carrito
Ver el carrito